0 | Members ESP | ENG
thumbnail

Aquí 5 estrategias para dejar de procrastinar

Por: Team Roch, El 1 junio, 2020

Lo más probable es que en este mismo momento estés posponiendo algo. Tal vez incluso estés leyendo este artículo para hacerlo.

Esto me hizo pensar: ¿por qué postergamos las cosas, a pesar de que sabemos que va en contra de nuestros mejores intereses? ¿Cómo podemos superarlo o que técnicas podemos usar para evitarlo?

Para responder a estas preguntas muchos investigadores se han dado a la tarea de realizar diversos artículos académicos , con base en ellos te dejamos algunas respuesta y técnicas que esperamos te sean de utilidad.

¿Por qué postergamos las cosas?

Una de las primeras cosas que hay que aprender es que la procrastinación es una condición humana. Alrededor del 95% de las personas admiten haber pospuesto algo en el trabajo, esto según Piers Steel, autor de el libro The Procrastination Equation.

En cuanto al fenómeno de dejar las cosas para después, es «una reacción emocional puramente visceral a algo que no queremos hacer», dice Tim Pychyl, autor de Solving the Procrastination Puzzle. Mientras más aversión encuentre en una tarea, es más probable que posponga las cosas.

En su investigación, Pychyl identifica un conjunto de siete factores que hacen que una tarea parezca más adversa. Trae a la mente algo que estás posponiendo en este momento: probablemente encontrarás que esa tarea tiene muchas, si no todas, las características que Pychyl descubrió que hacen que una tarea sea digna de procrastinación:

• Aburrida
• Frustrante
• Difícil
• Ambigua
• Desestructurada
• No es intrínsecamente gratificante (es decir, no encuentras el proceso divertido)
• Falta de significado personal

A nivel neurológico, la procrastinación no es más que el dejar de usar la lógica: es el resultado de la parte emocional de tu cerebro, tu sistema límbico, el armado fuerte de la parte razonable y racional de tu cerebro, tu córtex prefrontal. La parte lógica de tu cerebro se rinde en el momento en que eliges Facebook o ver un episodio de tu serie favorita por encima del trabajo o alguna otra responsabilidad que tienes en ese momento.
Pero existe una manera en que puedes darle la ventaja al lado lógico de tu cerebro. Cuando notes un enfrentamiento entre la lógica y la emoción, resiste ese impulso de posponer las cosas. A continuación te dejamos algunas estrategias para poder lograrlo:

1.- Invierte los factores desencadenantes de la procrastinación: Considera cuál de los siete factores de procrastinación de Pychyl se desencadenan por una actividad que no quieres hacer. Luego trata de pensar de forma diferente sobre dicha tarea, haciendo que la idea de completarla sea más atractiva.

Por ejemplo, tienes que redactar un informe mensual en la oficina. Si te parece aburrido, puedes convertirlo en un juego: mira cuántas párrafos puedes redactar en un período de 20 minutos. O si encuentras una tarea de trabajo ambigua y desestructurada, crea un flujo de trabajo que establezca los pasos exactos que tu y tú equipo deben seguir cada mes para completarlo.

2.- Trabaja con tus niveles de resistencia: Cuando una tarea desencadena los factores de procrastinación, nos resistimos a hacerlo. ¿Pero que tan resistentes somos?

Digamos que tienes que hacer una densa investigación para un próximo proyecto. Para encontrar tu nivel de resistencia, considera el esfuerzo que se pone en esa tarea. Por ejemplo, la investigación a realizar implica periodos largos de lectura pero pones resistencia a los largos periodos, lo que debemos hacer es acortar la cantidad de tiempo hasta que se encuentre un período en el que ya no pongas resistencia a la tarea y poco a poco ir ampliando esos periodos.

3.- Continua cualquier tarea que habías postergado: Es más fácil continuar con una tarea ya iniciada y que fue postergada que realizar una tarea nueva. Eso es porque las tareas que inducen la postergación rara vez son tan malas como creemos. Continuar con algo obliga a una reevaluación subconsciente de ese trabajo, donde podríamos encontrar que la tarea real desencadena menos factores de procrastinación de lo que originalmente habíamos pensado.

4.- Haz una lista de los costos de la procrastinación: Esta táctica funciona mejor cuando te das cuenta de lo que te cuesta dejar de hacer tareas muy grandes. El elaborar una lista de costos te permite darte cuenta que no solo esta afectado tu economía la procrastinación también afecta tu vida social, provoca estrés, afecta tu felicidad, e incluso tu salud, etc.

5.- Desconéctate: Nuestros dispositivos son un mar de distracciones, ya sea el correo electrónico, las redes sociales o mensajes de texto con amigos y familiares. Posiblemente sea difícil evitar estas distracciones, pero si no las evitamos hacemos que nuestro trabajo se vuelve más ambiguo y no estructurado.

La próxima vez que pienses en dejar algo para después considera que factor es el que esta haciendo que quieras postergar las cosas y toma en cuenta las estrategias anteriormente mencionadas para poder superar la procrastinación.

Fuente Harvard Business Review

¡Únete a nuestra plataforma de educación online!

Dr Roch en redes sociales

PUEDE INTERESARTE:

Deja un comentario

3 5

Contact us

WORLDWIDE OFFICE

Our office
+52 (477) 711 8884 | +52 (477) 711 5443

Team Dr. Roch
+52 (477) 799 6718

Our Address
Paseo de Jerez Norte 301 Col. Punto Verde León, Guanajuato, México C.P. 37298